TALUFIX

La estabilización de taludes es una metodología de trabajo que impide movimientos no deseados en el terreno que puedan poner en peligro tanto vidas como infraestructuras y viviendas.

La utilización de anclajes pasivos, también llamados bulones o pernos se ha desarrollado en los últimos años, desde el uso como anclaje pasivo aislado hasta conseguir su uso conjunto en toda la superficie de talud, en combinación con sistemas flexibles de redes y mallas, a modo de membranas tensadas desde su perímetro, de forma que podemos considerarlas como cabezas de reparto de todos los bulones contenidos en ellas. Con esta metodología se trata de impedir los movimientos de fragmentos o masas desde las zonas inestables, en lugar de xxxxxx desprendimiento.

Estas metodologías de sostenimiento están basados en comprobados modelos de cálculo, ensayos de laboratorio y en estrictos protocolos de montaje que garantizan el funcionamiento previsto.

El empleo de estos sistemas proporcionan soluciones a problemas de estabilidad incluso en sitios con acceso muy difícil, con altas durabilidades.

Es altamente recomendable que taludes estabilizados sean inspeccionados con regularidad para que los propietarios tengan la garantía del servicio del sistema instalado.

más servicios

Actualidad